Monte Breña

EXTENSIÓN: 2,65 Km2

DESCRIPCIÓN GENERAL: Monte Breña es junto a la Rosa el barrio más septentrional del municipio. Este hecho unido a su cercanía a las Breñas hace que este barrio posea unas cualidades más urbanas y que en los últimos años se hayan instalado en él muchos habitantes procedentes de los municipios vecinos.

La fuerte presión antrópica, en forma de edificaciones, vías de comunicación, cultivos de exportación e infraestructuras voluminosas hacen que el barrio destaque más por estas cuestiones que por sus valores naturales. Sin embargo, podemos destacar entre éstos últimos la presencia de un reducto de bosque termófilo en los alrededores de la ermita de Santa Rosalía. Uno de los valores naturales más conocidos de Monte Breña fue la desaparecida Caleta del Palo, refugio de pescadores y bañistas, a la vez que una de las mejores calas del municipio que desapareció bajo las obras de la pista de aterrizaje del aeropuerto que Monte Breña comparte con Lodero y Breña Baja. Al igual que sucede con otros barrios sin monte en él no se desarrollan ecosistemas como el pinar, laurisilva o el monteverde, tan solo podemos ver algunos ejemplares aislados del monteverde más termófilo, que son claros bioindicadores de su presencia mucho más abundante en el pasado.

Mientras que los valores naturales, en la actualidad, no son muy destacados en Monte Breña, pasa justo lo contrario con los recursos culturales, ya que su patrimonio rural es amplio. Empezando por la presencia de varias viviendas de arquitectura tradicional que se conservan en perfectas condiciones. La más importante quizás sea la Casa Salazar, vivienda que perteneció a la poetiza Caridad Salazar y que se ha rehabilitado respetando al máximo la disposición original. Hoy la vivienda además se utiliza como alojamiento de turismo rural. 

Dentro de los recursos arquitectónicos de Monte Breña destacamos la ermita del siglo XVIII. Dicha ermita data de 1794 y fue promovida por el presbítero Lascano Yanes dedicada a Santa Rosalía de Palermo. Aunque para ser justos merece ser destacado todo el entorno, pues allí se congregan la ermita, plaza, un viejo palomar edificado en la finca aledaña y un reducto de bosque termófilo que ya hemos destacado con anterioridad. Todo ello conforma un rincón de gran belleza paisajística, unificando valores culturales y naturales.

Como en otros barrios aparecen en muchos rincones de su territorio las cruces, destacamos por poseer nicho La Crucita y la Cruz del Corral de Payo. Como en casos anteriores son engalanadas con motivo de las festividad del 3 de mayo, y en este caso debido a su cercanía a las Breñas son cruces muy visitadas por vecinos de los otros municipios. 

Otro recurso arquitectónico interesante, y que sin duda marca el paisaje de esta zona, es la presencia de múltiples majanos o amontonamientos de piedras. Estas construcciones fueron elaboradas con multitud de piedras extraídas para originar terrenos aptos para los cultivos. Los majanos más elaborados adquieren forma de pirámides y dimensiones considerables. Estos elementos por su sencillez e historia relacionada poseen un alto valor cultural y estético que merece resaltar.

Si algo destaca del paisaje agrícola de Monte Breña es la presencia de viñedos, una vez más únicos cultivos capaces de crecer sobre los sustratos pedregosos. Antaño fueron mucho más abundantes, pero aún marcan el carácter agrícola de la zona. El resto de cultivos de autoconsumo se circunscriben a los huertos aledaños a las viviendas.  Gran parte del paisaje agrícola lo constituye el cultivo de exportación que conjuntamente a las infraestructuras aeroportuarias ocupan toda la zona baja del barrio. Una vez más la belleza del paisaje agrícola del plátano se ve mermada por la proliferación de invernaderos.

La costa del barrio posee valores interesantes como las maretas para el curtido de chochos, secaderos y otros charcos usados para poner el lino a remojo, sin embargo todos estos valores corren serio peligro de desaparecer, al igual que ocurrió con la Caleta del Palo, en medio de la vorágine de obras e infraestructuras que se suceden en torno al aeropuerto. 

VALORES NATURALES:

  • Reducto de Termófilo junto a la ermita de Santa Rosalía

VALORES CULTURALES:

  • Viviendas tradicionales: Casa Salazar
  • Patrimonio rural: bodegas y lagares, aljibes, eras, etc.
  • Viñedos
  • Nichos de Cruz: La Crucita y la cruz del Corral de Payo
  • Amontonamientos de piedra
  • Ermita Santa Rosalía
  • Maretas, secaderos de chochos y charcos de remojo del lino